Deportes

Deportes (236)

NUEVA YORK (AP) — Habitualmente estoico, Miguel Cotto no puede contener la emoción al pensar en todos los momentos familiares que se perdió en más de dos décadas como boxeador. Las incontables horas en el gimnasio lo mantuvieron alejado de su esposa y cuatro hijos, a veces durante semanas y meses. 

Ahora sólo tendrá que hacerlo una última vez. 

Cotto se despedirá del cuadrilátero cuando enfrente a Sadam Ali el 2 de diciembre en el Madison Square Garden, un escenario que considera como “mi segundo hogar”, y donde peleará por décima ocasión para bajar el telón de su carrera. Después de 46 combates en cuatro divisiones, el puertorriqueño de 36 años dijo que no tiene reservas sobre su decisión de colgar los guantes, y está ansioso por recuperar el tiempo perdido con su esposa Melissa y sus cuatro hijos de entre 10 y 21 años.  

“Me he perdido cumpleaños, graduaciones... de todo”, dijo Cotto, sin poder contener las lágrimas, en una entrevista con The Associated Press. “No volverán, pero disfrutaré al máximo el día a día. Y no me volveré a perder un día más en sus vidas”. 

Cotto recordó que había prometido que se retiraría a los 30 años, algo que por supuesto no cumplió. Ese plazo pasó hace casi siete años, ya que cumple 37 el 29 de octubre, y desde entonces ha peleado otras nueve veces con figuras de la talla de Floyd Mayweather Jr. y Saúl “Canelo” Alvarez, quienes le propinaron dos de las manchas en su foja de 41-5.

Cotto asegura que ahora sí cumplirá con su palabra y dice que está “150 por ciento” seguro de que no volverá a pelear después de defender el título del peso súper welter de la OMB que conquistó en agosto ante Yoshihiro Kamegai. Indicó que es hora de dedicarle a su familia el tiempo que se merece. 

“Yo sé que están orgullosos de mí, y que están locos por tenerme con ellos todos los días”, señaló. 

Ali, un púgil de 29 años oriundo de Nueva York, no tiene la fama de otros de los oponentes que Cotto enfrentó desde que debutó como profesional en 2001, pero el futuro miembro del Salón de la Fama sabe que tampoco tiene que arriesgar mucho en su adiós. 

De todas formas, no tiene planes de cambiar su estilo agresivo en su última pelea. 

“Toda mi carrera, hice lo mejor posible en todas las oportunidades que tuve, y no voy a cambiar nada”, dijo. “Me voy de aquí a Los Angeles para entrenarme, y siempre voy a entregarme por completo”.

 
 
 
Miguel Cotto llora hablando de su retiro
El ex campeón mundial cuenta que ahora pasará más tiempo con su familia
 
 
 
00:00
 
01:31
 

Pase lo que pase el 2 de diciembre, el brillante historial de Cotto habla por sí solo: en un lapso de ocho años a partir de 2007, enfrentó a estrellas como Mayweather, Alvarez, Manny Pacquiao, Zab Judah, Shane Mosley y Sergio Martínez, la mayoría de ellos en los mejores momentos de sus carreras. Pacquiao, Antonio Margarito y Austin Trout le propinaron sus otras tres derrotas. 

Además, ganó títulos mundiales en las divisiones súper ligero, welter, súper welter y mediano, en muchas ocasiones en desventaja por su estatura de 1.70 metros (cinco pies, siete pulgadas) cuando subió de categoría. 

“Siempre he querido enfrentar a los mejores oponentes, en todas las oportunidades que tuve, y a veces los mejores estaban en divisiones más grandes”, dijo. “Yo no me guardé nada”.  

Cuando se le pide que elija su pelea favorita, Cotto no seleccionó ninguno de sus grandes combates en el Madison Square Garden o Las Vegas. En cambio, dijo que se trata de su victoria por nocaut en 2005 en Atlantic City sobre el colombiano Ricardo Torres. 

Esa fue la pelea número 25 de su carrera, y la primera vez que cayó a la lona. 

“Ese combate convirtió a Miguel Cotto en el boxeador que es ahora mismo”, recordó. “En esa pelea aprendí que hay que pasar por momentos difíciles en la vida para conseguir lo que uno quiere”. 

Cotto dijo que seguirá vinculado al boxeo a través de su compañía promotora en Puerto Rico, donde también quiere ayudar en la recuperación tras el devastador paso del huracán María. 

Pero su tarea principal será ser padre y esposo a tiempo completo. 

“(Mis hijos) nunca se han sentado conmigo a preguntarme directamente qué, cómo o cuándo” indicó. “Nunca me he sentado con ellos a explicarle de mi parte los sacrificios que he tenido que hacer en la vida para que ellos estén bien. Creo que en el momento en que lleguen las preguntas yo les tengo una respuesta a todas y cada una de ellas”.

Boston— La cirugía de Gordon Hayward fue “todo un éxito” y el jugador de los Celtics de Boston debe recuperarse por completo de la espeluznan  lesión de tobillo que sufrió en el primer partido de la temporada de la NBA, dijo el jueves su agente. 

Mark Bartelstein dijo que “los médicos arreglaron todo y pusieron todo en su lugar” en la cirugía del miércoles por la noche. 

“No cabe duda de que volverá a jugar, incluso mejor que antes”, afirmó Baltelstein. “No cabe la menor duda al respecto”. 

Después de firmar un contrato por cuatro años y 128 millones de dólares como agente libre con Boston, la temporada de Hayward duró menos de seis minutos, ya que se fracturó la tibia y se dislocó el tobillo de la pierna izquierda al caer mal en el primer partido de la temporada contra los Cavaliers de Cleveland el martes por la noche. 

Bartelstein dijo que no tiene detalles sobre los plazos para la recuperación. 

“Va a demorar”, señaló. “Es muy improbable que juegue esta temporada. Pero ahora mismo ni siquiera estamos pensando en plazos”. 

Hayward habló en un mensaje de video grabado desde el hospital, que fue presentado en la pantalla del estadio de los Celtics cuando el equipo jugó su primer partido en Boston el miércoles. 

“Me duele no poder estar ahí”, dijo el escolta, antes del revés de los Celtics frente a Milwaukee. 

La tenista puertorriqueña y actual campeona olímpica, Mónica Puig, ponchó hoy, jueves, su boleto semifinalista en el Abierto BNP Paribas en Luxemburgo al vencer a la inglesa Naomi Broady en tres sets de 6-0, 5-7 y 6-1.

Pese al dominio de la medallista de oro en los Juegos de Río 2016 en el primer y tercer set, el partido sobrepasó las dos horas de duración luego de la batalla que se suscitó en el segundo episodio. Por segundo partido consecutivo, la rival de Puig dominó el renglón de aces al sumar 16, pero en esta ocasión Puig marcó nueve.

Broady se mantuvo en la pelea en el segundo set, precisamente, por su mejoría en el saque, pero luego de el revés de 5-7, Puig dominó a su antojo el resto del camino, tal y como lo hizo en el set inicial que se adjudicó de manera perfecta, 6-0. 

Puig venció a Broady, número 129 en el escalafón mundial, por tercera ocasión en cuatro enfrentamientos. Ahora la puertorriqueña, que ocupa el puesto 69 en el ranking de la Asociación de Tenis Femenino (WTA), chocará en la ronda semifinal contra la belga Elise Mertens (38 en el escalafón)m quien ganó su único enfrentamiento entre ambas hasta la fecha.

La francesa Pauline Parmentier y la alemana Carina Witthoeft tendrán a su cargo el otro partido de semifinal.

La última vez que Puig adelantó a una semifinal en un torneo de la WTA fue en el Abierto de Qatar en Doha, en febrero, donde perdió ante Caroline Wozniacki.

Houston - Los Rockets de Houston, con el escolta James Harden de estrella, se mantuvieron por segunda noche consecutiva en el camino del triunfo y volvieron a ser los protagonistas de la segunda jornada de la nueva temporada de la NBA.

Mientras que los Bucks de Milwaukee sorprendieron a los Celtics de Boston, que incrementaron su crisis un día después de haber perdido a su alero titularGordon Hayward, que en la noche inaugural sufrió la fractura de tibia de la pierna izquierda.

El resto de la jornada dejó los triunfos de los equipos favoritos como los Spurs de San Antonio, Jazz de Utah, Grizzlies de Memphis, Wizards de Washington y Trail Blazers de Portland. 

Harden estuvo cerca del doble-doble con 27 puntos y nueve asistencias y lideró el ataque de los Rockets, que superaron a domicilio 100-105 a los Kings de Sacramento en su segundo partido de temporada regular en noches consecutivas (2-0).

El escolta Eric Gordon encestó 25 puntos y el pívot suizo Clint Capela agregó doble-doble de 22 tantos y 17 rebotes.

El pívot reserva brasileño Nené Hilario logró nueve puntos en 18 minutos de acción al anotar 3 de 5 tiros de campo, 3 de 3 desde la línea de personal, logró cuatro rebotes y entregó una asistencia.

El alero griego Giannis Antetokounmpo anotó 16 de sus 37 puntos en el último cuarto, agregó 13 rebotes, y los Bucks de Milwaukee vencieron 100-108 a los Celtics.

Los Bucks hicieron su debut en la nueva temporada con una victoriacomo equipo visitante teniendo a Antetokounmpo como mejor encestador.

El base Malcolm Brogdon aportó 19 tantos y el alero Khris Midleton y el reserva australiano Matthew Dellavedova lograron 15 puntos cada uno para los Bucks.

Los Celtics jugaron su primer partido luego de la ausencia de Hayward, que una noche antes sufrió fractura del tobillo izquierdo y que está de baja probablemente para toda la temporada.

El alero Jaylen Brown logró 18 puntos, el base Kyrie Irving aportó 17 y el reserva Terry Rozier sumó 15, y los Celtics ven caer su marca a 0-2 en inicio de temporada

El ala-pívot La Marcus Aldridge aportó doble-doble de 25 puntos y 10 rebotes como líder del ataque de los Spurs, que vencieron 107-99 a los Timberwolves de Minnesota.

Los Spurs, que tuvieron a cinco jugadores con anotación de doble dígito, cuatro de ellos titulares, se hicieron de un triunfo en su primer partido de la nueva temporada.

El escolta reserva argentino Manu Ginóbili encestó nueve en 21 minutos de juego al anotar 2 de 7 tiros de campo, incluido 1 de 4 triples, y estuvo perfecto en los de personal con 4 de 4.

El alero canadiense Andrew Wiggins logró 26 tantos, el pívot dominicano Karl-Anthony Towns aportó doble-doble de 18 puntos y 13 rebotes, y el escolta Jimmy Butler encestó 12, en su debut con los Timberwolves.

El base Mike Conley anotó 27 puntos y el reserva novato Dillon Brooks agregó 19 en el triunfo de los Grizzlies de Memphis por 103-91 sobre los Pelicans de Nueva Orleans.

Los Grizzlies ganaron su primer partido por segundo año consecutivo, una marca que consiguen por primera vez en la historia de la franquicia.

El pívot español Marc Gasol consiguió doble-doble de 14 puntos y 11 rebotes antes de tener que abandonar el campo de juego por faltas cuando restaban 3:05 minutos por jugarse. 

El pívot francés Ruby Gobert logró doble-doble de 18 puntos y 10 rebotes, el base español Ricky Rubio destacó en el apartado de asistencias, con 10, y los Jazz derrotaron 106-96 a los Nuggets de Denver.

El base John Wall anotó 28 puntos como líder de una lista de seis jugadores que tuvieron números de dos dígitos y ayudaron a los Wizards a ganar 120-115 a los Sixers de Filadelfia.

El base Damian Lillard aportó 27 tantos como líder del ataque de los Trail Blazers, que se impusieron a domicilio 76-124 a los Suns de Phoenix.

Lillard, que lideró una lista de seis jugadores que tuvieron números de dos dígitos, fue apoyado por el reserva Pat Connaughton, que encestó 24 tantos, y por el escolta Evan Turner, que llegó a los 12 puntos.

El reserva puertorriqueño Shabazz Nappier logró 10 puntos en 23 minutos al anotar 4 de 6 tiros de campo, incluidos 2 de 2 triples, logró tres rebotes y entregó tres asistencias.

Su compatriota Maurice Harkless encestó ocho en 26 minutos anotando 3 de 9 tiros de campo y 2 de 2 desde la línea de personal, tuvo cinco rebotes y dos asistencias.

El base alemán Dennis Schroder anotó 28 puntos y los Hawks de Atlanta vencieron a domicilio 111-117 a los Mavericks de Dallas, para quienes debutó el novato Dennis Smith.

El escolta Víctor Oladipo anotó 22 puntos en su debut en Indianápolis y los Pacers derrotaron 140-131 a los Nets de Brooklyn, en su primer partido de la nueva temporada.

El alero Tobías Harris consiguió un doble-doble de 27 puntos, 17 de ellos en el cuarto inicia, y 10 rebotes, y en su primer partido en el centro de la ciudad en casi 40 años los Pistons de Detroit vencieron 102-90 a los Hornets de Charlotte.

Los Pistons celebraron su regreso al centro de la ciudad con una victoria, abriendo la temporada regular en el "Little Caesars Arena", una nueva instalación que los regresó al centro de la ciudad por primera vez en casi cuatro décadas.

El escolta-alero francés Evan Fournier anotó 23 puntos y fue el mejor encestador de los Magic de Orlando, que superaron 116-109 a los Heat de Miami en su primer partido de la nueva temporada de la NBA, en duelo de equipos de Florida.

La excampeona olímpica estadounidense de gimnasia McKayla Maroney dio un paso al frente y reconoció haber sido víctima de abusos sexuales por parte de un médico de la selección, una revelación que se suma al escándalo que sacude su disciplina y que aviva el caso Weinstein.

 

"Larry Nassar, médico del equipo femenino estadounidense de gimnasia y de la selección olímpica, abusó de mí", aseguró el martes en sus redes sociales la ganadora de una medalla de oro y otra de plata en los Juegos de Londres 2012. Su denuncia pública no abre la caja de Pandora, pero enardece la polémica entorno a Nassar, en prisión preventiva por abusos sexuales contra gimnastas durante 20 años. En febrero, este médico que integró el equipo estadounidense entre 1996 y 2015 —y cuatro Juegos Olímpicos— fue acusado de 22 cargos por agresiones sexuales, incluidas menores de 13 años. La Federación estadounidense de Gimnasia aplaudió "la valentía" de la joven. La institución aseguró en un comunicado que "refuerza y mejora las políticas y procedimientos sobre abusos sexuales" para garantizar la seguridad de sus atletas.

"Sé lo difícil que es hablar públicamente de algo tan horrible, y tan personal, porque también me ha ocurrido", explicó Maroney en una carta colgada en Twitter. La medallista acompañó su testimonio con la etiqueta #MeToo (Yo también), popularizada en las redes sociales para denunciar comportamientos sexuales abusivos contra las mujeres después de que un grupo de actrices acusara días atrás al poderoso productor Harvey Weinstein de violación, agresión o acoso.

"La gente debe saber que esto no sólo ocurre en Hollywood. Ocurre en todas partes. Soñaba con ir a los Juegos Olímpicos y las cosas que tuve que padecer para llegar hasta ahí fueron innecesarias y repugnantes", contó. "Todo comenzó cuando tenía 13 años (...) y no acabó hasta que dejé el deporte", subrayó. Maroney reveló haber sufrido abusos antes del concurso por equipos en Londres, en el que Estados Unidos se impuso, y antes de la final de salto, en la que quedó segunda.

La excampeona olímpica, que ahora tiene 21 años, reveló que Nassar le decía que debía aplicarle "un tratamiento médico necesario que había estado dando a pacientes desde hacía más de 30 años". "Parecía que cada vez que este hombre podía, yo debía ser 'tratada'", manifestó.

La "noche más horrible" de su vida fue en 2011, cuando Nassar le dio unos somníferos durante un vuelo a Japón, donde se disputó el Mundial. Tenía 15 años. Lo siguiente que recuerda es "estar sola con él en su habitación de hotel recibiendo un 'tratamiento'". "Pensé que me iba a morir esa noche", confesó.

Maroney alentó en su carta a las víctimas a hablar, porque "nuestro silencio ha dado poder a la gente equivocada durante demasiado tiempo" y "nunca es tarde". Reclamó "tolerancia cero con los agresores y quienes les protegen", "educar y prevenir" y "exigir responsabilidades".

El escándalo estalló en diciembre de 2016, cuando el diario Indianapolis Star publicó, tras nueve meses de investigación, que 368 miembros, entre niños y adolescentes, de clubes afiliados a la Federación de Gimnasia habían sufrido abusos en las dos décadas previas. Tres exatletas del equipo estadounidense acusaron posteriormente a Nassar por su conducta. Entre ellas estaba Jamie Dantzscher, excampeona olímpica en Sídney-2000, quien aseguró haber sufrido abusos entre los 13 y los 18 años. El presidente de la Federación de Gimnasia, Steve Penny, dimitió en marzo por su gestión de la crisis y por alertar demasiado tarde a las autoridades.

El GP de Estados Unidos se celebra este fin de semana en Austin. La 21.ª parada del Gran Premio de la temporada del Mundial de Fórmula 1 tendrá lugar a partir de las 21:00 horas (hora peninsular española) y se podrá seguir en directo a través de Movistar+ y en la web de EL PAÍS.

 

Hamilton era el vencedor de la etapa anterior, que se celebraba en el GP de Japón, donde el piloto británico quedaba primero en la clasificación seguido de Verstappen y de Daniel Ricciardo en tercera posición.

 

Lewis Hamilton needs to head the field for just five laps to hit 200 laps led in the US on Sunday ???????? 

Hamilton lograba así su 61.ª victoria y la octava de esta temporada, que le puede conceder su cuarta corona mundial e igualar a su principal rival, Vettel, y al legendario Alain Prost.

La clasificación de Fórmula 1 mantiene a Lewis Hamilton en primera posición con 306 puntos, seguido en un segundo puesto de Sebastian Vettel con 247 y con un Valtteri Bottas en un cercano tercer lugar con 234 puntos.

El clásico circuito de Austin, que se corre en sentido contrario a las agujas del reloj, será donde se celebrará el GP de Estados Unidos de F1, cuenta con una longitud de 5,513 kilómetros con 20 curvas en los pilotos correrán un total de 56 vueltas. Estados Unidos es la 21.ª parada del Mundial de F1 y precede al Gran Premio de México que se disputará el próximo 29 de octubre.

Horarios y TV del GP de Estados Unidos

Viernes, 20 de octubre de 2017

17:00 – 18:30 Entrenamientos libres 1

21:00 – 22:30 Entrenamientos libres 2

Sábado, 21 de octubre de 2017

18:00 – 19:00 Entrenamientos libres 3

21:00 – 22:00 Clasificación

Domingo, 22 de octubre de 2017

21:00 Carrera Gran Premio de Estados Unidos

(Horario peninsular de España)

SANTO DOMINGO. Los Picapiedras y la Cementera se citaron para la final del XXVIII torneo Rubén Pimentel de Sóftbol de Ligas del Distrito Nacional, luego de ganar en la ronda semifinal a los equipos los Corderos y la Manlio Bobadilla-B.

La ronda final por la gran copa Presidente se jugará el sábado 22 a partir de las 2:30 de la tarde en el estadio No. Uno del Centro Olímpico Juan Pablo Duarte, al mejor de tres partidos. Si es necesario un tercer encuentro será el domingo siguiente a las 9:30 de la mañana, en el mismo escenario.

El torneo lo organiza la Asociación de Sóftbol del Distrito Nacional (Asoadina) y reconoce con su dedicatoria al alcalde de Santo Domingo, David Collado, quien ofreció un premio de medio millón de pesos en obras para el sector del equipo ganador; 50 mil pesos para el jugador con más jonrones y 50 mil pesos para el lanzador líder en ponches, así como también 65 mil para el Jugador Más Valioso de la Serie Final.

También Asoadina se reconoció a las ligas Picapiedras, Manlio Bobadilla, Boboliana y Naco por 50 años de fundación. Al final se premiará con seis docenas de pelotas al combinado ganador y tres docenas para el subcampeón.

Los Resultados

Roberto -La Rana- Díaz tiro partido de cinco hits para guiar la victoria de los Picapiedras tres carreras a dos ante los Corderos, en un partido muerte súbita, celebrado en el estadio No. Uno del Centro Olímpico Juan Pablo Duarte. Daniel Rodríguez, también en una buena gestión monticular, fue el lanzador ganador.

La ofensiva de los ganadores fue liderada por ramón Portorreal con cuadrangular y dos sencillos, anotó una y remolcó dos vueltas; Guadalupe Rodríguez ayudó con dos sencillos, mientras que por los perdedores Eddy Montero, jonrón y doble y Vladimir Zorrilla un jonrón y Francisco Cordero un doble.

A segunda hora la Cementera sacó la mejor parte en un partido donde la ofensiva cobró la mayor parte y que finalizó con pizarra de 13-12, al compás de 18 hits, 10 por los ganadores y ocho por los derrotados.

Jayson Jerez fue el ganador por la Cementera y perdió César Gullén. Junior Zayas pegó jonrón y dos singles por los triunfadores y César Guillén ayudó con tres sencillos. Por los perdedores Juan Mateo doble y singles y José Arturo dos sencillos.

SANTO DOMINGO, RD.-El equipo de baloncesto de la liga Máster del Club Domingo Sabio (DOSA), de Villa Juana, derrotó 72 por 61 al combinado de Los Bárbaros, en partido realizado en la cancha del Club San Lázaro en la continuación del  Torneo Metropolitano.

Desde inicio del partido, el quipo Dosa tomó la delantera con canastos de tres y un juego combinado con penetración de sus jugadores, quienes se emplearon a fondo con sus conocimientos para dejar la pizarra 23 a 16.

En el segundo tiempo, el Dosa continúo azotando a los Bárbaros y concluyó  41 por 27.

Los Barbaros quisieron tomar ventaja pero que no pudieron controlar la rapidez de los villajuaneros, y el tercer tiempo terminó   57 por 41.

Los mejores anotadores por el equipo ganador fueron Eduard Amparo (Copeto) con 20 puntos, Ángel De la Cruz (Anguito), 18 puntos y  5 asistencias,  Carlos Martínez, 14 puntos,  9 rebotes y 5 asistencias, Alejandro MartínezManuel Naut, 8 puntos cada uno, Tomás Brito, (Benigno), 7 puntos.

Por la causa perdida Luis José, 18 puntos,  Alfredo Tavares, 15 puntos y Diego Rafael 11 puntos.   

Este viernes el equipo del Dosa jugará contra  Los Pioneros, en la cancha del Club Los Prados a las 8 de la noche.

Es la Historia invertida, la crónica del mundo al revés, de una realidad paradójica. De uno, Roger Federer, que le ha dado un vuelco a todo y ha golpeado a su leviatán, desterrando los fantasmas que tradicionalmente tanto daño le hicieron, hasta el punto de arrancarle lágrimas por la impotencia del querer y no poder. De uno que ha terminado con el maleficio y de otro, Rafael Nadal, que ya no es un ogro para el suizo, porque ahora el que sufre y padece es él, agarrotado y comprimido mentalmente en la nueva realidad.

De dominado a dominador, Federer ha transformado definitivamente la tendencia. El suizo, de 36 años, venció a Nadal en la final del Masters de Shanghái (6-4 y 6-3, en 1h 12m) para obtener su quinto triunfo consecutivo ante el español, el cuarto esta temporada. El de Basilea ha dado con la fórmula que se le negaba históricamente y ahora es él el que controla el presente, un nuevo contexto sumamente contradictorio. En este 2017 de renacimientos, del año del resurgir de ambos, la impotencia se ha trasladado al otro lado de la red.

Está rubricando Nadal uno de sus ejercicios más asombrosos. Después de un bienio de penurias deportivas y momentos delicados, el de Manacor gobierna y luce el número uno, y por fin goza de la regularidad de la que le ha privado su cuerpo muchas, pero tal vez cierre el curso sin haber sido capaz de batir a Federer. Este, en busca de la reinvención permanente, vive en una eterna juventud y en los últimos 10 meses ha ido deshaciéndose del estigma que le perseguía en las comparaciones, la cancioncilla de que Nadal, en el cara a cara, es superior.

Lo es, porque así lo dicen hasta ahora los números. Con el partido de ayer, el cómputo refleja un 23-15. Sin embargo, los mordiscos de Federer (Melbourne, Indian Wells, Miami y Shanghái, y el precedente en Basilea) han dibujado un nuevo escenario y la curva emocional se ha transformado por completo, decantándose hoy día muy a favor del suizo. Hoy día, aunque Nadal figure en lo más alto, el que sueña con la llegada de más clásicos es él y el que tiene pesadillas es el español, que ahora no encuentra por dónde meterle mano.

Los mismos títulos (94) que Ivan Lendl

“He sentido las mejores sensaciones desde que gané Wimbledon”, afirmó Federer. “A estas alturas sé muy bien qué necesito para jugar contra él. Desde que aposté por una raqueta más grande saco mejor y mi revés es más fluido. Ya no paso por ciertos problemas del pasado”, incidió el de Basilea, cuyo discurso mantuvo la línea elogiosa de siempre hacia su rival: “No le he visto con demasiados problemas a Rafa. Se ha defendido como siempre, le he visto bien y tan rápido como de costumbre, pero sí me sorprendió verle con el vendaje”.

El número uno no va a cambiar mi hoja de ruta. Si estoy preparado, las cosas buenas sucederán

Ayer, a Nadal se le vio trabado desde el comienzo, muy plomizo y extrañamente lento tanto en los giros como los desplazamientos. Sorprendió el balear al saltar a la pista con un vendaje compresivo sobre el tendón rotuliano de la rodilla derecha, indicativo de que la temporada quizá se está comenzando a hacer larga. “La llevaba por precaución. Creo que después de disputar una final no es el mejor momento para hablar, porque se pueden malinterpretar las cosas, así que mejor no decir nada”, manifestó el número uno, posición que defiende ahora con una renta de casi 2.000 puntos sobre Federer.

Esto obligaría al suizo a ganarlo todo de aquí a final de año si quiere arrebatársela, pero no le quita el sueño. “El número uno no va a cambiar mi hoja de ruta, eso lo tengo claro. Si yo estoy preparado y soy capaz de jugar bien, las cosas buenas sucederán sin más”, razonó el ganador de 19 grandes, que igualó a Ivan Lendl en títulos (94) y se situó a tres de Nadal y Novak Djokovic (30) en premios de Masters 1000. “No pienso demasiado en si podré superar a Rafa en el cara a cara; sé que no voy a poder ganarle siempre porque él es un magnífico jugador. No le voy a coger, eso sé que no pasará”, aseveró.

El juego del calendario

Federer festeja su victoria contra Nadal, ayer en Shanghái.ampliar foto
Federer festeja su victoria contra Nadal, ayer en Shanghái.  GETTY
 

Al principio de nuestra carrera jugamos mucho en tierra y él es mejor que yo ahí, por eso ha sido bueno evitar los enfrentamientos con él en esa superficie”, ampliaba el suizo, que en 2017 se ha dosificado a la perfección, diseñando estudiosamente el calendario para llegar lo más fresco posible al desenlace. En concreto, ha disputado 48 partidos y nueve torneos, mientras que Nadal (31), cinco años menor, lo ha jugado prácticamente todo, sin apenas descanso: 75 partidos y 15 eventos. Ambos han celebrado seis títulos.

“Ahora mismo no sé si jugaré o no en Basilea”, indicó el español. “Me replantearé la situación con mi equipo y los doctores”, precisó Federer. “El objetivo es mantenerme sano y para eso debo ir con cuidado. No sé si jugaré en Basilea [del 23 al 29] y en París-Bercy [del 30 al 5 de noviembre]; tal vez juegue uno y el otro no, o tal vez los dos, o tal vez ninguno… Quiero saber qué opinan los médicos. Mi principal objetivo es estar bien para llegar a punto a la Copa de Maestros [del 12 al 19 de noviembre, en Londres]”, agregó.

Sea como fuere, Federer ha invertido la Historia. Hoy día no hay mayor engorro para Nadal que un pulso con su amigo. Ahora, la pesadilla es el suizo.

Roger Federer se impuso por 4-6 y 3-6 a Rafael Nadal en la final del Masters de Shanghái y se adjudicó la tercera victoria ante el español de la temporada. El suizo se mostró muy sólido desde el comienzo del partido, cuando rompió el primer servicio del español. A partir de ahí supo administrar la ventaja para adjudicarse el primer set sin que en ningún momento Nadal tuviera opciones de revertir la situación.

 

En la segunda manga el partido discurrió por el mismo camino, con un Federermuy contundente desde el fondo de la pista, que alternó golpes potentes con subidas a la red que obligaron a Nadal a moverse de un lado al otro. Su firmeza en el servicio le permitió mantener neutralizado al español, que nada pudo hacer para evitar un nueva victoria del suizo, la tercera en los tres enfrentamientos que han disputado ambos esta temporada con un título de por medio.

Periódico Digital, Desde Santo Domingo, República Dominicana

Los más Populares

Galeria de Fotos